no tenemos planeta B

La convocatoria de ppk a la conferencia del grupo bilderberg en  junio de 1988 en austria.

PPK y el Grupo Bilderberg

Kuczynski es el único peruano que ha llegado a la reunión más selecta de Occidente. Ocurrió en 1988 en la región tirolesa de Austria.

El magnate petrolero David Rockefeller fue uno de los impulsores y financistas del Grupo Bilderberg.

Wilder Buleje*

Publicado: 2016-01-21


Pedro Pablo Kuczynski, actual candidato a la presidencia del Perú, asistió a por lo menos una de las reuniones del hermético Grupo Bilderberg. Una lista de participantes lo confirma en la cita del 3 al 5 de junio de 1988 en Telfs Buchen (Austria).

Grupo Bilderberg significa varias cosas, según el lado del mundo en el que uno se encuentre, pero lo que no discute nadie es que reúne a los líderes políticos, militares de máxima graduación, altos miembros de la banca y de las finanzas internacionales, y directores de poderosos medios de comunicación del mundo occidental.

En ese selecto contingente de invitados estuvo PPK, aunque ahí asistió como ciudadano estadounidense y en representación del banco First Boston International donde compartía el más alto cargo de dirección.

Para un sector crítico, con mirada prorrusa, el Grupo Bilderberg es la expresión social y política de la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte) para promover el llamado Nuevo Orden Mundial que será en realidad una dictadura planetaria.

Otra versión apunta a que este conglomerado de magnates y personalidades diversas son en realidad la expresión de un poder enorme que toma las decisiones para mantener el statu quo y asegurar que los grandes conglomerados mundiales sigan disfrutando de sus beneficios.

Quizá PPK pueda explicar mejor este asunto, si lo cree conveniente, y así esclarecer algunas de las zonas oscuras de ese enigmático grupo que ha merecido seguimientos exhaustivos, libros interesantes y reportajes permanentes que se han estrellado con un silencio sepulcral.

Kissinger y Kohl

Aquella reunión de 1988 en la región de Tirol estuvo encabezada por Lord Roll of Ipsden, presidente de SG Warburg Group, quien fue apoyado por Victor Halberstadt, profesor de finanzas públicas de la Universidad de Leyden, Theodore L. Elliot Jr., de la Universidad de Stanford, y Conrad J. Oort, profesor de la Universidad de Limburg.

Entre los asistentes sobresalían Henry Kissinger, exsecretario de Estados de los Estados Unidos; Helmut Kohl, canciller de la República Federal de Alemania; Giovanni Agnelli, mandamás de la FIAT; Nicolas Brady, senador republicano y luego secretario del Tesoro de Estados Unidos; Paul Volcker, exmiembro de la FED.

Los medios de comunicación estuvieron representados por José Luis Cebrián, director y editor de El País de España; la legendaria Khaterine Graham, propietaria del Washington Post; Rupert Murdoch, presidente del News America Publishing; Ugo Stille, editor en jefe del Corriere de la Sera, entre otros.

Y así una larga lista de representantes del mundo financiero de Europa, militares en actividad de alto rango, representantes de la realeza, prominentes ejecutivos de empresas petroleras, entre otros. Alrededor de 120 participantes.

La agenda

Entre los puntos que se abordaron en aquella oportunidad figuraban el manejo de la deuda privada y pública; la cuestión alemana (en aquellos años se mantenía la división entre la RDA y la República Federal); la nueva era de la información; la cumbre de Moscú; el impacto de la Glasnot y la Perestroika; el Golfo y Afganistán.

También se hizo una revisión del futuro de la alianza atlántica y se discutió una estrategia a futuro. Además se plantearon los diversos escenarios de la economía mundial.

¿Y PPK?

¿Cuál fue el aporte de PPK en esa reunión? ¿Asistió a otras reuniones del Grupo Bilderberg? ¿Forma parte de una estructura vinculada a esa entidad? Eso debería de explicarlo el ahora candidato a la presidencia de la República.

La pregunta medular sería: ¿Le conviene a un país emergente como el Perú tener como presidente a un integrante del Grupo Bilderberg?

¿Los objetivos de las grandes corporaciones que están detrás de esa entidad son compatibles con nuestras metas como nación? ¿No habrá ningún conflicto de intereses?

Hay muchas más interrogantes que pueden y deben plantearse. El único en capacidad de responderlas es el candidato PPK, quien dice haber renunciado a la nacionalidad estadounidense, al Green Card y al pasaporte azul.

Es hora de escuchar a Mister Kuczynski.

* Periodista y editor del blog: www.unavozunavez.blogspot.com


Escrito por

wilder buleje

Periodista. Editor del blog: www.unavozunavez.blogspot.com


Publicado en

DE FACTO

Denuncias, noticias, actualidad y política.